Síntomas de alteración hormonal en la mujer

Síntomas de alteración hormonal en la mujer.

¿Te sientes muy gordo, irritable y cansado todo el tiempo? Hazte un análisis de sangre para las hormonas. Su desequilibrio se produce en diferentes momentos de la vida de la mujer: antes de la menstruación, durante el embarazo y en la menopausia. Un desequilibrio en los niveles hormonales aumenta el riesgo de tumores malignos y otras enfermedades peligrosas.

Aumento de peso

Las hormonas de las mujeres se desequilibran rápidamente debido a diversos factores. El estrés, los malos hábitos, la toma de medicamentos y la edad afectan al fondo hormonal, provocando desequilibrios. Las principales alteraciones se producen cuando hay un déficit de estrógenos y progesterona, hormonas producidas por los ovarios de la mujer.

Una consecuencia común de los desequilibrios es el aumento incontrolado de peso. Aunque una chica siga una dieta y lleve un estilo de vida activo, su peso aumenta. No es aconsejable tomar medicamentos hormonales para el tratamiento por tu cuenta. La terapia difiere para los distintos tipos de trastornos.

Aumento de la sudoración

Un síntoma llamativo del mal funcionamiento hormonal es la hiperhidrosis. La disfunción de la hormona tiroidea da lugar a enfermedades del tiroides (hipotiroidismo, bocio, Basedova y otras). El aumento de la sudoración es el primer signo de estas enfermedades. A menudo este síntoma lo padecen las chicas. En los adolescentes, los cambios en los niveles hormonales son un proceso fisiológico normal.

Si se observa sudoración en una mujer de mediana edad, es mejor hacer que se revisen sus niveles hormonales. La hiperhidrosis puede estar causada por el retraso de la menstruación, el embarazo o la menopausia. Las mujeres menopáusicas lo tienen especialmente difícil. La sudoración excesiva interfiere en la vida normal. Un trastorno termorregulador grave provoca estrés.

Disminución de la libido.

Los estudios han demostrado que el deterioro de la salud reproductiva y sexual de la mujer está relacionado con una disminución de la síntesis de testosterona. Se cree que es una hormona masculina, pero no lo es. El cuerpo femenino también produce testosterona, pero en menor cantidad. Una dieta poco saludable, un alto nivel de actividad física y muchos otros factores contribuyen a reducir los niveles de testosterona.

Pérdida de cabello

El desequilibrio hormonal causa la alopecia androgénica en las mujeres. La pérdida diaria de cabello en pequeñas cantidades es normal. Si las hebras se caen en racimos, es seguro que la mujer tiene un desequilibrio hormonal.

Una causa común de alopecia es la presencia de una enfermedad tiroidea. La caída del cabello también se debe a la toma de hormonas, la mala alimentación y los malos hábitos. La alopecia puede revertirse reduciendo el efecto de los factores externos e internos. Es importante identificar la causa de la caída del cabello para poder prescribir un tratamiento eficaz.

Granos en la piel

El trastorno del metabolismo hormonal se manifiesta con el acné. En las mujeres, el acné aparece con más frecuencia durante la adolescencia y luego entre los 30 y los 50 años. El desequilibrio hormonal aumenta la producción de sebo. Como resultado, el acné aparece en las glándulas sebáceas (triángulo nasolabial, cuello, barbilla, frente y sienes). Los granos hormonales no pican, pero están muy inflamados y agrandados. Pueden ser muy dolorosas.

Fatiga constante.

Los trastornos endocrinos provocan un aumento de la fatiga. La fatiga constante está directamente relacionada con un desequilibrio de la tiroxina, una hormona tiroidea. Además de la fatiga, las mujeres tienen falta de sueño, mal humor, dolores de cabeza. La fatiga crónica también se produce con una deficiencia de hormonas no relacionadas con la glándula tiroides. La causa exacta de la fatiga sólo puede determinarse después de las pruebas.

Pérdida de masa muscular

Los cambios en los niveles hormonales de las mujeres conducen a la pérdida de músculo. Durante los picos de los niveles hormonales, la capa de grasa aumenta. La estructura muscular disminuye. Esto amenaza con reducir el sistema inmunitario, desarrollar enfermedades cardíacas y diabetes. La corrección de la dieta y un estilo de vida activo pueden ayudarte a compensar la falta de masa muscular.

Problemas digestivos

Signos de desequilibrio hormonal: hinchazón, estreñimiento o diarrea. Estos son síntomas de un sistema digestivo alterado. Las deficiencias de estrógenos, cortisol y hormonas tiroideas pueden causar el síndrome del intestino irritable. Es un trastorno en el que se produce una alteración del peristaltismo y de la digestión de los alimentos. La enfermedad se combina con trastornos mentales, por lo que es importante reconocerla a tiempo.

Mareas

Se considera que el principal síntoma de insuficiencia hormonal en las mujeres durante la menopausia es una alteración a corto plazo de la termorregulación del cuerpo. Se acompaña de un repentino calor en la parte superior del cuerpo, enrojecimiento de los pechos y de la cara. Los científicos han demostrado que este síntoma es consecuencia de los bajos niveles de estrógenos.

La menopausia precoz, la extirpación de los ovarios y la quimioterapia provocan sofocos, especialmente por la noche. La fiebre dura una media de 3-4 minutos. Los sofocos pueden estar presentes en la vida de una mujer desde varios meses hasta 10 años. Se acompañan de sequedad vaginal, dolor muscular y depresión. La terapia de sustitución hormonal y la ayuda de un psicólogo pueden ayudar a aliviar los síntomas.

Vídeo

¿Has encontrado un error en el texto? Márcalo, pulsa Ctrl + Enter y lo arreglaremos.

Díselo a tus amigos:









ForoPc