Qué pruebas hacer para la menopausia: lista recomendada

Qué pruebas hacer para la menopausia: lista recomendada.

Alrededor de los 45 años, todas las mujeres se enfrentan a la menopausia. Para algunos, este periodo comienza antes, para otros después. El principal problema para las mujeres son los numerosos síntomas molestos: sofocos, aumento de la irritabilidad, apatía, sequedad en la zona íntima, ausencia de menstruación, molestias durante las relaciones sexuales, etc. Sin embargo, en algunos casos, síntomas idénticos pueden no ser señal de menopausia, sino de procesos patológicos graves en el organismo. Por ello, es aconsejable que te hagas algunas pruebas para asegurarte de que realmente estás pasando por la menopausia. El ginecólogo prescribirá entonces un tratamiento eficaz, que permitirá deshacerse de todos los signos de alarma. Hablemos de las pruebas que debes realizar durante la menopausia en las mujeres.

Qué pruebas hacer para detectar la menopausia

La menopausia es un proceso natural durante el cual se produce una disminución de la función reproductora, es decir, los ovarios dejan de producir la hormona femenina, el estriol. Si a una mujer le molestan los síntomas evidentes de la menopausia, es necesario asegurarse de que se trata definitivamente de la menopausia. Cuando acudas a un ginecólogo, te recomendará que te hagas un análisis de sangre para detectar las hormonas. Considera la posibilidad de realizar un análisis de sangre de las hormonas femeninas durante la menopausia:


  1. FSH (hormona estimulante del folículo). Es responsable de la función de las glándulas sexuales y participa directamente en la síntesis del estradiol. Un aumento significativo de la FSH y un descenso simultáneo del estradiol indican que la mujer está atravesando la menopausia.

  2. LH (hormona luteinizante). Es responsable de la estabilidad de la ovulación y del mantenimiento de la función ovárica. Los niveles de LH en la sangre aumentan ligeramente al inicio de la menopausia.

  3. Estradiol. Esta hormona es la más importante del cuerpo femenino; controla la capacidad de concebir y gestar, y también es responsable de la belleza, la libido y la sexualidad. Al iniciarse la menopausia, se produce una disminución significativa del nivel de estradiol en la sangre.

  4. Progesterona. Tiene un efecto complejo en el cuerpo femenino y participa en la producción de otras hormonas vitales. El análisis de sangre durante la menopausia en las mujeres cambia, pero no deja de producirse por completo. Su valor suele disminuir considerablemente.

Después de recibir los resultados de la prueba de la menopausia, debes volver a visitar a tu ginecólogo para que interprete correctamente los resultados. En función de los resultados, tu médico te prescribirá un tratamiento eficaz que te ayudará a sobrellevar los desagradables síntomas de la menopausia (si se produce) y también a normalizar tu calidad de vida.

Cómo prepararse adecuadamente para las pruebas hormonales

Antes de acudir a una prueba de menopausia, debes familiarizarte con las normas de preparación. Veamos cómo prepararse para una prueba de hormonas femeninas para la menopausia:

  • La extracción de sangre se realiza exclusivamente en ayunas, lo que significa que la última comida debe realizarse 7-8 horas antes del análisis de sangre.
  • Un día antes de la fecha prevista para la prueba en las mujeres menopáusicas, es necesario limitar el aumento de la actividad física, por ejemplo, los expertos recomiendan no hacer ejercicio el día anterior, y también debes abstenerte de mantener relaciones sexuales.
  • Si estás tomando algún medicamento que contenga hormonas, asegúrate de decírselo a tu médico. Para obtener resultados fiables, es posible que tu médico tenga que anular la medicación entre 3 y 5 días antes del análisis de sangre.
  • Los especialistas recomiendan tomar muestras de sangre para la FSH, la LH y el estradiol el día 5-7 del ciclo, y para la progesterona el día 18-20 del ciclo.

Qué pruebas deben hacerse en la menopausia

Si la menopausia ya se ha instalado, no significa que ahora puedas olvidarte de tu salud. Por el contrario, la menopausia aumenta el riesgo de muchos procesos patológicos. Los médicos recomiendan que te hagas ciertas pruebas al menos una vez al año. Veamos qué pruebas debes hacerte durante la menopausia:


  1. Análisis de lípidos. Con la edad, el nivel de colesterol en la sangre aumenta considerablemente, lo que significa que aumenta el riesgo de procesos patológicos peligrosos en el organismo. Por ejemplo, esto puede incluir la obstrucción de los vasos sanguíneos, la aterosclerosis y otras enfermedades cardiovasculares. Los médicos recomiendan que las mujeres menopáusicas se sometan a análisis sanguíneos regulares de lípidos para diagnosticar a tiempo probables anomalías y prevenir el desarrollo de enfermedades peligrosas. Esto permite detectar probables anomalías en el metabolismo de las grasas. Si los resultados muestran que los niveles de colesterol están fuera de la escala y los niveles de lípidos han descendido, tu médico te aconsejará que sigas una determinada dieta o, en ciertos casos, puede prescribirte una terapia hormonal.

  2. Determinación de los niveles de hormonas tiroideas. Son la tiroxina (T4) y la triyodotironina (T3). A menudo las enfermedades tiroideas son latentes, es decir, sin causa aparente. Sin embargo, si las hormonas son significativamente anormales, puede haber graves disfunciones en el organismo.

  3. Análisis de sangre para la glucosa. Durante la menopausia, el cuerpo experimenta cambios importantes. No es infrecuente que las mujeres de esta edad tengan niveles elevados de azúcar en sangre. Los médicos recomiendan un análisis de azúcar en sangre cada seis meses para descartar la diabetes y prevenir las enfermedades cardíacas y vasculares.

Los análisis hormonales de la menopausia pueden mantenerte sana, joven y bella, previniendo dolencias peligrosas.

Preparación de los exámenes

Para obtener resultados fiables, sigue unas sencillas reglas:

  • Todos los tipos de análisis de sangre deben realizarse con el estómago vacío, y la última comida no debe realizarse antes de las 7 u 8 horas anteriores al análisis de sangre.
  • Para un análisis de lípidos, debes eliminar los alimentos demasiado grasos y calóricos un par de días antes del diagnóstico.
  • Si estás tomando algún medicamento o suplemento, debes consultar a tu médico. Algunos de ellos pueden descartarse unos días antes de la prueba.
  • Está prohibido consumir alcohol 3-4 días antes de la prueba de laboratorio.

Además de realizar pruebas hormonales en las mujeres menopáusicas, también debes controlar tu presión arterial, visitar regularmente a tu ginecólogo para recibir cuidados preventivos, y hacerte ecografías pélvicas y mamografías.

Consejos de salud para la menopausia y la menopausia

La menopausia, en efecto, implica graves cambios en el cuerpo femenino, pero esto no significa que puedas olvidarte de sentirte bien, de la feminidad, de la sexualidad y de la juventud. Para que tu vida sea aún más brillante y satisfactoria que antes, hay algunos consejos del médico que puedes seguir:

  • ¡Un ginecólogo es tu mejor amigo! Es aconsejable visitar regularmente a un médico, realizar un examen ginecológico y tomar una muestra de microflora y citología. ¡Todas las enfermedades ginecológicas deben ser tratadas a tiempo! Es importante acudir al médico ante los primeros síntomas de la menopausia. Tu médico te dirá qué pruebas debes realizar durante la menopausia, cómo tratarla, qué tomar, etc.
  • Intenta moverte más. Haz ejercicio, da más paseos, camina más.
  • Los médicos recomiendan que las mujeres después de los 45 años tengan una vida sexual regular. Esto tiene un efecto positivo en el bienestar psicoemocional de la mujer y también es bueno para su salud.
  • Haz los ejercicios de Kegel para fortalecer los músculos del suelo pélvico.
  • Lleva una dieta equilibrada para que tu cuerpo no necesite vitaminas y micronutrientes saludables.

Una mujer no tiene que soportar y sufrir los desagradables síntomas de la menopausia, la farmacología moderna permite resolver estos problemas en el menor tiempo posible. La terapia hormonal correctiva es necesaria para eliminar la sequedad en la zona íntima, el dolor durante las relaciones sexuales, la disminución de la libido y otras manifestaciones desagradables de la menopausia. Además de las píldoras orales, los productos tópicos que contienen estriol (un análogo de los estrógenos) funcionan bien. Por ejemplo, los supositorios y la crema Ovestin son populares entre las mujeres menopáusicas en Internet.

Crema y supositorios de Ovestin

Ovestin es un medicamento tópico que repone la carencia de hormonas femeninas de forma focalizada en la zona de aplicación/inyección. Los supositorios y la crema vaginal Ovestin contienen un análogo de la hormona femenina, el estriol. Una cualidad importante de estos productos es su capacidad para eliminar muchos de los desagradables síntomas de la menopausia que suelen molestar a las mujeres menopáusicas:

  • Para hacer frente a la sequedad de la zona íntima.
  • Reduce o ayuda a eliminar el dolor durante las relaciones sexuales.
  • Posible efecto de aumento de la libido.
  • Favorece la recuperación de la microflora vaginal y la normalización de la micción, evitando la incontinencia.
  • Hacer que las paredes de la vagina sean más elásticas y resistentes.

Una vez eliminados todos los síntomas, el fondo psicoemocional de la mujer se normaliza y quedan atrás la depresión, la apatía y el aumento de la irritabilidad.

La dosis diaria es de 1 supositorio o 1 dosis de crema. Para obtener el máximo efecto, debe introducirse en la vagina por la noche, a unos 5-6 centímetros de profundidad. Una vez que los síntomas hayan remitido, basta con un supositorio o una dosis de crema dos veces por semana como tratamiento de mantenimiento.

Conclusión

¡La menopausia no es un veredicto! A partir de los 45-50 años, toda mujer comienza una nueva etapa de su vida, que puede traer consigo colores aún más brillantes que antes. Lo principal es vigilar tu salud, hacerte un chequeo médico a tiempo, hacer todas las pruebas necesarias y mantener el nivel de estrógenos en el cuerpo. Si te molestan los síntomas preocupantes después de los 40 años, asegúrate de comprobar si estás pasando por la menopausia o no.

Puedes encontrar aún más consejos e información útil en los sitios web que trabajan en el campo de la salud de la mujer y que contienen mucha información, por ejemplo, https://овестин.рф/vazhno-znat/#visit o womenfirst.

¡Cuida tu salud para mantenerte joven y con energía!

¡Atención! La información contenida en este artículo es meramente informativa. No pretende ser un llamamiento al autotratamiento. Sólo un médico cualificado puede hacer un diagnóstico y formular recomendaciones de tratamiento basadas en las características individuales de cada paciente.

¿Has encontrado un error en el texto? Márcalo, pulsa Ctrl + Enter y lo corregiremos.

Díselo a tus amigos: