¿Cómo sembrar rábano paso a paso?

¿Cómo sembrar rábano paso a paso? Los rábanos son deliciosos, y se caracterizan por ser fáciles de cultivar. Además, son usados en muchas recetas. Un rábano fresco es ideal para las ensaladas, y como acompañante en otras recetas.

Para aquellos que tienden a usar los rábanos en sus preparaciones, no solo están aportando sabor a sus recetas, sino que están otorgando grandes beneficios a la salud, ya que los rábanos son excelentes digestivos y diuréticos. Los rábanos tienen un gran contenido de agua, lo que ayuda a nuestro cuerpo a que se encuentre hidratado, siendo esta una buena manera de liberar las toxinas del cuerpo.

Asimismo, son ideales para cuidar el hígado, los rábanos también aportan beneficios al sistema inmunológico. Por otro lado, en este artículo verás que sembrar rábanos es muy fácil.

Primer paso para sembrar los rábanos

Para comenzar, lo ideal es poder preparar la tierra. Para ello, lo que debemos hacer es limpiar el terreno. Es esencial quitar todo tipo de maleza y hierbas que puedan afectar el cultivo, como es el caso del espacio que necesita los rábanos para crecer.

Recuerda que es vital acondicionar la tierra con abono y agua. Debemos asegurarnos de que los rábanos puedan nutrirse de manera adecuada en los primeros momentos del crecimiento para que se desarrollen totalmente.

Segundo paso

Ya que la tierra se encuentra lista, lo que haremos será fertilizar la tierra. Se debe usar composta en para que se mantenga la humedad en el suelo. Esto ayudará que a medida que crece la semilla, se encuentre en un buen clima y en condiciones favorables para que el rábano nazca saludable.

Hay quienes usan humus de lombriz, en caso que lo desees incorporar a la tierra, simplemente acondiciona la tierra con una capa. Remueve para que se combine y luego de eso, agrega agua hasta que la absorba completamente.

Tercer paso

En el momento en que la tierra se encuentre en condiciones, lo que haremos será comenzar a sembrar las semillas. Estas las puedes conseguir en viveros o en los supermercados en la sección de plantas. Las semillas son fáciles de conseguir.

El procedimiento para sembrar las semillas es el siguiente:

  • Haz un agujero de 2 centímetros de profundidad aproximadamente.
  • La separación entre cada uno de los agujeros para las semillas debe ser de un metro de distancia entre cada uno de ellos.
  • A una profundidad de 2 centímetros, siembra entre dos y tres semillas.
  • Después, la forma en la que debes cubrir las semillas debe ser ligeramente, así que no presiones la tierra una vez que hayas depositado las semillas con un poco de tierra.

Últimos pasos para sembrar rábanos satisfactoriamente

Para finalizar, es recomendable que la tierra sea regada con frecuencia, evitando que se pueda hacer charcos. En aproximadamente 10 días, comenzarás a ver crecer los brotes de las plantas. En caso que las semillas hayan germinado todas, asegúrate de conservar la se vea más saludable y más fuerte.

Sigue cuidando tus plantas y verás que en poco tiempo, estarás consumiendo tus propios rábanos.