Cómo cambiar de look después de los 40

Cómo cambiar de look después de los 40.

La ropa a cualquier edad debe proporcionar a la persona comodidad. A partir de los 40 años, se añade la responsabilidad de un aspecto impecable. Esto puede complementarse o modificarse drásticamente con el asesoramiento de expertos en creación de imágenes.

Elija un icono de estilo

Muchas personas populares tienen un sentido de la moda que vale la pena emular. Pueden ser la inspiración para tu nuevo look de autor. Es útil sacar ideas de las revistas, para saber qué te gusta y por qué.

Pruebe las imágenes monocromáticas

Los grises, marrones, negros y azules neutros aportarán seriedad. Te verás elegante y sofisticada con estas prendas.

Utilizar cuero de color

Las tonalidades brillantes dan a la persona un toque más atrevido. Completa tu vestuario con una chaqueta de cuero u otros accesorios en verde, azul marino o burdeos.

Mantener la ropa y el calzado al día

A partir de los 40 años, toda la ropa debe estar impecable. Es inaceptable andar con ropa arrugada y sucia y con zapatos gastados. Deben renovarse y mejorarse constantemente.

Crear un armario cápsula

Es aconsejable elegir un conjunto básico de ropa que pueda combinarse de varias maneras. Para crear más de 40 looks, necesitas dos trajes, tres tipos de pantalones (faldas, pantalones). Deben añadirse cinco tipos de prendas superiores: una blusa, una camisa, una camiseta, un jersey y un chaleco. Es importante que todo esté a juego con el color.

Consigue cosas que den un giro a tu imagen

Después de los 40, una mujer debe tener en su armario ropa y accesorios que sigan siendo atemporales. Puede ser un bolso de cuero, unos pendientes de diamantes, unos zapatos espectaculares, un vestidito negro.

Compra ropa exterior para complementar tu vestuario

No tienes que tirar tus piezas favoritas si están en buenas condiciones. Puedes complementar el look con un abrigo, un blazer o una capa en tonos neutros.

Probar nuevas tendencias

La edad no debe ser un obstáculo para experimentar con las tendencias. Es importante mantener la moderación, tener en cuenta el estilo de vida, la profesión y el físico. Puedes empezar con prendas pequeñas, acentuar los zapatos y los bolsos, y pasar gradualmente a otras prendas del vestuario.

Evalúa cómo te sienta la ropa

Si quieres estar elegante y con estilo, tienes que asegurarte de que tu ropa se ajusta a tu cuerpo. No deben estar apretados ni colgar flojos. Estas prendas son la base de un look impecable.

¿Ha encontrado un error en el texto? Márcalo, pulsa Ctrl + Enter y lo arreglaremos.

Díselo a tus amigos: